domingo, 21 de septiembre de 2014
Tenemos 289 lectores conectados
 

 



Estudia guión con CINEUROPA




Encuesta

¿Cuál crees que es el superhéroe masculino más sexy?








 

El personaje


La estrella uruguaya Natalia Oreiro va a interpretar uno de los personajes más queridos de su carrera, el de la cantante Gilda, la artista argentina prematuramente fallecida en accidente de carretera y un mito de la música "bailanta". Estuvimos en la presentación del rodaje.

Leer más...




















Florian Gallenberger escribe sobre "Sombras del tiempo"

 
GallenbergerPor Florian Gallenberger *

Contar una historia -y eso es lo que la dirección cinematográfica significa para mí- consiste en escuchar el relato y seguirlo hasta donde quiera llevarte.  Personalmente, creo que es un error pensar que el autor sabe exactamente dónde va a concluir finalmente el viaje, pues no es otra cosa que un instrumento viviente del proceso. Para mí, por lo tanto, escribir consiste más en recibir que en inventar y, así como el pescador nunca sabe qué pez va a capturar, uno nunca es consciente de qué historia va a escribir hasta que no la termina.

Este estilo de trabajo me ha conducido más allá de las fronteras, y me llevó a México para rodar "Quiero ser" en 1999, y luego a India, donde filmé "Sombras del tiempo".  En México, la visión de dos pequeños pidiendo limosna en un vagón del metro me llamó la atención y permaneció gravada en mi cerebro.  En el caso actual, ha sido la vocecita de una niña india que escuché en la radio.  La chica había sido rescatada de una fábrica en la que tenía que trabajar después de que su padre la vendiese y, por algún motivo, no pude olvidarla.  Este fue el punto de partida de "Sombras del tiempo" y de mi intento de captar el concepto de cómo el destino tira de las cuerdas que mueven nuestra vida.

Estoy absolutamente convencido de que los sentimientos básicos del hombre, como el amor y la culpa, el sufrimiento y la felicidad, y el poder inevitable del destino, son compartidos por toda la humanidad.  Y si observamos el mundo de hoy, es evidente que éste es el puente que podemos -y ciertamente, debemos- cruzar, si estamos dispuestos a esforzarnos por entender a otros seres humanos y, más que eso aún, otras culturas.

Siempre se han hecho películas que nos han conferido el enorme don de traspasar las fronteras culturales y nos han permitido una visión privilegiada de unas costumbres foráneas que, a no ser por aquellas, habrían permanecido ignotas.  Estoy pensando en "Himalaya - L'enfance d'un chef", de Eric Valli, así como en "Kundun", de Martin Scorsese y, por supuesto, en Ang Lee, que lo ha hecho de la otra forma.

Me encantaría que "Sombras del tiempo" se insertase dentro de esta tradición fílmica, una tradición que abre la mente y el corazón de los espectadores a la aceptación de la mayor de las fortunas: la variedad de las culturas existentes a lo ancho del mundo.

(*): Florian Gallenberger (Munich, Alemania, 1972) saltó al reconocimiento internacional gracias al corto con el que se graduó en la Hochschule für Fernsehen und Film (Escuela Superior de Televisión y Cinematografía), "Quiero ser", cuya serie de galardones encabezó el Oscar al mejor corto en el año 2000. "Sombras del tiempo", su segundo largo, producido hace 7 años, llega esta semana a los cines españoles.








Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

TAMBIÉN ENCONTRARÁS NUESTRAS NOTICIAS EN...